text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

60% de los adultos centroamericanos sufre de sobrepeso y obesidad

      
<p>Cabe destacar que aquellos adultos que se encuentren dentro del 60% de centroamericanos que padece sobrepeso y obesidad tiene un riesgo mayor de sufrir enfermedades crónicas.</p><p> </p><p> </p><p><strong>Lee también</strong></p><p><br/><a style=color: #ff0000; text-decoration: none; title=Universia El Salvador FACEBOOK href=https://www.facebook.com/pages/Universia-El-Salvador/452458478107950>» <strong>Universia El Salvador FACEBOOK</strong></a> </p><p><br/><a style=color: #ff0000; text-decoration: none; title=Visita nuestro portal de BECAS href=https://becas.universia.com.sv/SV/index.jsp>» <strong>Visita nuestro portal de BECAS</strong></a></p><p> </p><p> </p><p>Manuel Ramírez, coordinador del Centro de Investigación del Incap para la Prevención de las Enfermedades Crónicas (CIIPEC), declaró en conferencia de prensa que los resultados resultaron “aterradores” y que han aumentado notoriamente los problemas de salud y nutrición.</p><p> </p><p>A raíz de esta investigación en la que se vieron involucrados distintos actores gubernamentales y no gubernamentales, pudieron determinar que la obesidad afecta también al resto de la población, aunque en menor medida.</p><p> </p><p><strong>En niños menores de cinco años el 6% padece esta enfermedad, mientras que en edad escolar la cifra asciende a un 23%, llegando finalmente a los adolescentes en los que el número llega a 39%</strong>.</p><p> </p><p> </p><h3>¿Por qué ha aumentado el porcentaje de obesidad?</h3><p> </p><p>Los investigadores atribuyen este significativo aumento a las nuevas conductas alimenticias que tienen como protagonistas a las “<strong>comidas rápidas</strong>”. Éstas, no sólo distan de lo natural debido a que son ultraprocesadas sino que tienen un alto contenido de azúcares, grasas y sal.</p><p> </p><p>El <strong>sedentarismo</strong>, como nuevo modo de vida es otro de los grandes culpables de la obesidad. El ritmo de la rutina ofrece al adulto trabajador pocos espacios libres para realizar la suficiente cantidad de actividad física, adaptándose así a una vida de poco movimiento.</p><p><br/> Por último, se señala al <strong>consumo de tabaco y alcohol</strong>, como dos grandes propiciadores de esta enfermedad. No sólo por sus efectos negativos directos en la salud, sino por todas las otras problemáticas crónicas que desencadena terminando por ser un enemigo letal que conduce a una muerte prematura.</p><p> </p><p>En El Salvador, según Manuel Ramírez, <strong>uno de cada cuatro adultos sufre una muerte prematura antes de los 60 años</strong> por enfermedades crónicas que surgen a raíz de una mala calidad de vida. De esta manera, se reduce notoriamente la población económicamente activa del país afectando directamente a la economía general.</p><p> </p><p>Es importante mencionar que para combatir este problema, el Instituto Nutricional de Centroamérica y Panamá (Incap) fomenta desde 2007 el Plan Estratégico para Centroamérica y República Dominicana para la Prevención y Control de las Enfermedades Crónicas no Transmisibles relacionadas con la Nutrición.</p>
Fuente: Universia

Cabe destacar que aquellos adultos que se encuentren dentro del 60% de centroamericanos que padece sobrepeso y obesidad tiene un riesgo mayor de sufrir enfermedades crónicas.

 

 

Lee también


» Universia El Salvador FACEBOOK 


» Visita nuestro portal de BECAS

 

 

Manuel Ramírez, coordinador del Centro de Investigación del Incap para la Prevención de las Enfermedades Crónicas (CIIPEC), declaró en conferencia de prensa que los resultados resultaron “aterradores” y que han aumentado notoriamente los problemas de salud y nutrición.

 

A raíz de esta investigación en la que se vieron involucrados distintos actores gubernamentales y no gubernamentales, pudieron determinar que la obesidad afecta también al resto de la población, aunque en menor medida.

 

En niños menores de cinco años el 6% padece esta enfermedad, mientras que en edad escolar la cifra asciende a un 23%, llegando finalmente a los adolescentes en los que el número llega a 39%.

 

 

¿Por qué ha aumentado el porcentaje de obesidad?

 

Los investigadores atribuyen este significativo aumento a las nuevas conductas alimenticias que tienen como protagonistas a las “comidas rápidas”. Éstas, no sólo distan de lo natural debido a que son ultraprocesadas sino que tienen un alto contenido de azúcares, grasas y sal.

 

El sedentarismo, como nuevo modo de vida es otro de los grandes culpables de la obesidad. El ritmo de la rutina ofrece al adulto trabajador pocos espacios libres para realizar la suficiente cantidad de actividad física, adaptándose así a una vida de poco movimiento.


Por último, se señala al consumo de tabaco y alcohol, como dos grandes propiciadores de esta enfermedad. No sólo por sus efectos negativos directos en la salud, sino por todas las otras problemáticas crónicas que desencadena terminando por ser un enemigo letal que conduce a una muerte prematura.

 

En El Salvador, según Manuel Ramírez, uno de cada cuatro adultos sufre una muerte prematura antes de los 60 años por enfermedades crónicas que surgen a raíz de una mala calidad de vida. De esta manera, se reduce notoriamente la población económicamente activa del país afectando directamente a la economía general.

 

Es importante mencionar que para combatir este problema, el Instituto Nutricional de Centroamérica y Panamá (Incap) fomenta desde 2007 el Plan Estratégico para Centroamérica y República Dominicana para la Prevención y Control de las Enfermedades Crónicas no Transmisibles relacionadas con la Nutrición.


Tags:

Lee también

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.